Primera decisión: estudiar mi fertilidad

domingo, 7 de febrero de 2016


¡Hola! ¿Creíais que me había rendido? ¿O qué quizás andaba sin ánimos para pensar en mi búsqueda de la maternidad? Pues no. Aquí estoy. Otra vez de vuelta.

He de decir que cuando inicié este blog me encontraba desempleada, y tenía mucho tiempo... y nada que hacer. Por suerte encontré trabajo, aunque como me suele pasar siempre... me vuelco tanto que las horas extra para mi no existen. Así que... me dejé ir un pelín el blog... Pero no pienso dejarlo. Este camino se está haciendo largo, y no por más duro pienso dejar de compartirlo.

Estamos como estamos

Sí, tal y como. Igual que lo dejamos. Seguimos sin haber logrado el embarazo. Pero bueno, tengo que ser sincera, y estos dos meses no me he centrado mucho en ello. Si que es verdad, que pensé que por ese mito de "cuando te relajes te quedas", "Cuando menos lo pienses lo consigues..." lo mismo me quedaba... pero no. Es un mito. Lo corroboro.

Hace una semana que tuve mi último periodo. Y me sentí igual de mal que todos los meses, aunque esta vez no lloré. Tampoco me desanimé. Es como si mi mente ya estuviera preparada para la decepción. Y eso no me gusta, pero también tengo que decir que es de agradecer... porque tenía los ánimos por los suelos, y no sé cuánto hubiera aguantado con ese hilito tan fino de fuerza. Es curioso, pero estoy aprendiendo mucho de mi misma en este difícil camino. Estos meses me han servido de impulso, de auto conocimiento, y para coger fuerza. Y por fin, tomar una decisión.

He probado todo: el método relajado y natural, el de todos los días por si acaso, el de un día sí y un día no para que los soldaditos estén en su justa medida, el de solo la sexy week, test de ovulación, medición de temperatura basal, observación del flujo cervical,... y nada funciona. Ovular, según toda la teoría aprendida, ovulo. Y creo que controlo la ovulación. Pero mi fase lútea es corta (8-9 días). No sé si será ese el problema. Hace unos 3 ciclos tuve un test de embarazo que diría era positivo... fue 8 días post ovulación, y al siguiente día me vino la regla...

Está claro que la teoría me la sé. Mi cuerpo lo conozco. Pero algo falla. Tuve en diciembre visita al ginecólogo y le planteé mis dudas. Pero salí igual de la consulta. No me hizo ni caso, y prácticamente me trató como una gran estúpida. Algunos ginecólogos nos tratan como si fuéramos tontas...

El caso es que necesito hacerme un estudio de fertilidad. Al menos empezar con un estudio hormonal. Así que he decidido acudir a mi doctora de cabecera, que por suerte es un amor de mujer y una pedazo de profesional implicada como pocas. Espero que ella me explique los pasos a seguir, porque aunque ya he escogido también un profesional privado, me gustaría iniciar todos los pasos en la Seguridad Social.

Así que el martes tendré esa cita, y a partir de ahí espero poder emprender la marcha, con paso firme, y directa a conseguir nuestro sueño.

4 comentarios:

  1. Me alegro de volver a leerte.
    Espero que este año sea el bueno y mientras vayas con un paso firme y sabiendo lo que necesitas, creo que llegarás lejos :)
    MUAS!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Presiento que el 2016 va a ser el GRAN AÑO ;) Bss!

      Eliminar
  2. Hola Laura! Acabo de descubrirte! Me quedo por aqui!

    ResponderEliminar